Lo hizo en el mundial en 2014 y lo volvió hacer en el juego de cuartos de final contra Paraguay en la Copa América. El defensa central de Brasil Thiago Silva, no cambia el mal hábito de "meter la mano" dentro del área y le ha costado la eliminación a su equipo.

El juego también vio a un Robinho, quien anotó el único tanto en tiempo regular para Brasil, hablarle a Silva como reclamándole su acción en una escena al final del partido. Aún no se sabe qué le dijo, pero luego de la plática, Thiago se vio explicándole a todo el equipo qué fue lo que hizo.