Nápoles se clasificó este jueves a los cuartos de final de la Copa de Italia al derrotar por penaltis al Udinese (5-4), después de que el tiempo reglamentario terminara 1-1 y la prolongación 2-2.

Udinese se había adelantado en el marcador con un tanto del francés Cyril Thereau (58), pero el italo-brasileño Jorginho permitió al Nápoles, que jugó con muchos suplentes, empatar en el 65 de penal.

En la prolongación, el eslovaco Marek Hamsik (99) puso por delante al Nápoles, pero el Udinese forzó los penaltis con un tanto del griego Panagiotis Kone (104).

El Udinese jugó con diez hombres desde el minuto 68 por expulsión del suizo Silvan Widmer.

Sería Higuaín el jugador que marcaría el lanzamiento que daba el pase a cuartos al Nápoles en la serie de penaltis, después de que su compañero argentino Mariano Andújar detuviera su disparo al brasileño Allan Marques.

El Nápoles se medirá en cuartos de final al Inter.