Los Spurs, actuales monarcas de la NBA, fueron eliminados por los Clippers en un agónico séptimo partido de la primera fase de los playoffs. 

El combinado de San Antonio cayó 111-109, gracias a una canasta de último segundo de Chris Paul y dejó el título vacante muy temprano en la postemporada.

La eliminación golpeó el ánimo de Tim Duncan, Tony Parker y compañía, quienes optaron por olvidar las penas en un centro nocturno.

Antes de viajar de vuelta a San Antonio, los jugadores del aún monarca se dieron un tiempo para visitar el lugar conocido como "Project Club", en Hollywood, y a su salida fueron captados en estado de ebriedad. 

El portal "TMZ" mostró un video en el que algunas de las estrellas del veterano quinteto exhibían actitudes exrañas y dificultades para hablar. 

Miren la grabación: