El Barcelona , que encontraba dificultades ante un Celta que le plantó cara y tuvo varias ocasiones, resolvió el partido cuando quedaba cerca de un cuarto de hora para el final, al rematar de cabeza el defensa francés Mathieu, en el segundo palo, un tiro libre desde la izquierda lanzado por Lionel Messi.

Antes de ese tanto, al inicio del segundo tiempo (48), al Barcelona se le anuló un gol del brasileño Neymar, por un muy dudoso fuera de juego, tras recibir un centro de su compatriota Adriano.

Mathieu lleva dos goles seguidos en la liga española, tras haber marcado la jornada anterior en el Clásico contra el Real Madrid (2-1) que en esta jornada venció 9-1 al Granada con cinco tantos del portugués Cristiano Ronaldo.

El Celta acabó el partido con diez hombres tras la expulsión del chileno Fabián Orellana en el 87 por lanzar un trozo de césped a la cara de Sergio Busquets.

* Con información de agencias