Con la maleta llena de ilusiones, Luis Pablo Samayoa decidió darle inicio al partido más importante de su aún corta carrera y llegó a Buenos Aires, Argentina, para integrarse al trabajo de las categorías menores del River Plate, uno de los dos clubes más populares de ese país.

Samayoa, quien fue integrante del Proyecto Achik, de la CDAG y parte de los procesos de las selecciones nacionales Sub-15 y Sub-17, realizará una prueba de diez días en las instalaciones del equipo "millonario".

El futbolista buscará aprovechar una oportunidad que surgió a través de una empresa llamada Golden Dreams GT.

En sus primeras horas en Buenos Aires, Samayoa se tomó algunas fotos en las instalaciones del estadio Monumental, casa de River, y con algunos de sus jugadores como Leonardo Pisculichi.