Cazorla, quien confesó que quiere retirarse en un equipo de la Tercera División se su país, el Real Oviedo, del que se hizo seguidor cuando era niño y vio jugar al croata Robert Prosinecki, al rumano Mario Lacatus, al argentino Roberto Pompei y al portugués Paulo Bento, entre otros.

Sin embargo, el volante resaltó que el jugador que más le sorprendió en esa época fue el panameño Julio César Dely Valdés, quien se hizo ídolo en el Cagliari italiano y luego llegó al Oviedo, club que perdió su puesto en la Primera División en 2001.

"Me sorprendió la capacidad que tenía para hacer goles y lograr hacer jugadas sencillas en el área con el balón pegado a su botín", expresa.

"Por Dely es que me volví un gran seguidor del Oviedo", agrega Cazorla.

* Con información de agencias