El costarricense Mauricio Wright vio frustrado su sueño de empezar con victoria en la Liga de Campeones de la Concacaf, después de que Municipal cayó en casa 0-1 frente al Real Salt Lake.

Después del encuentro, Mauricio Wright arremetió contra el árbitro Raúl Castro, de quien dijo, su trabajo fue pésimo. "Estoy bastante dolido con la derrota, fue muy difícil con el arbitraje, fue pésimo, desde que empezó el partido perdió tiempo el rival, hubo acciones claras a favor de Municipal y no marcó nada, esto es lamentable para la Concacaf”, dijo.

“Ya pasó en la Copa de Oro y ahora en la Concachampions, hay que poner árbitros calificados, árbitros que tengan calidad y capacidad para pitar bien aquí y donde les toque; y no poner árbitros que uno no sabe si ya viene todo esto, de una forma u otra arreglado”, expresó.