Stephanie Roche captó la atención de Cristiano Ronaldo y Lionel Messi, en la ceremonia del Balón de Oro 2014.

La rubia irlandesa de 25 años, que competía por el Premio Puskás al mejor gol del año pasado, pasó adelante de los dos cracks, quienes quedarón impactados por su belleza y optaron por seguirla con la vista.

Al final, el Premio Puskás se lo llevó James Rodríguez, pero la futbolista del Peamount United robó cámara con su gran gol del año pasado y su torneada figura que presumió en la ceremonia del Balón de Oro.