¿Cómo? ¿Argentina ganó 6-1 y Messi no anotó? Así es. Aunque suene a ficción, la máxima figura de la "Albiceleste" no infló las redes ante Paraguay por las semifinales de la Copa América. Pero, la "Pulga", aunque sin brillar, fue fundamental en la goleada de la escuadra de Gerardo Martino.

El futbolista del Barcelona participó en los seis goles argentinos. En el primero envió el tiro libre que Marcos Rojo transformaría en gol. En el segundo toca a Javier Pastore para que el mediocampista del Paris Saint-Germain rematara fuera del área y venciera a Justo Villar, portero paraguayo. En el tercero inició la jugada que terminó en gol de Ángel Di María. En el cuarto encaró varios metros a la defensa paraguaya para tocar al Pastore, quien remató. Villar contuvo, pero dio un rebote que cazó Di María y transformó en gol. En el quinto abrió el balón para el "Fideo", quien centró y puso el balón en la cabeza de Agüero. El "Kun" no perdonó. Y en el sexto, tras una pared con Éver Banega cae dentro del área, pero desde el suelo alcanza a tocarle el balón a Gonzalo Higuaín, quien fusiló a Villar.

¿Más? Messi en el segundo tiempo brindó tres de los carrerones que nos tiene acostumbrados vistiendo la camiseta del Barça. Apilando rivales, pasando el balón entre las piernas de los paraguayos y luciendo su técnica en velocidad, el "10" de la "Albiceleste" brindó grandes jugadas.

¿Algo mal? En los primeros 10 minutos del encuentro se vio algo perdido. Estaba instalado detrás de los delanteros Di María y Agüero, sin moverse hacia las bandas. Fueron los minutos más complicados para el ganador de cuatro Balones de Oro.

Ahora, la final. Y todos los seguidores de Messi y Argentina completa esperán que la "Pulga" brinde su mejor partido del torneo. Y ojo, que viene de menos a más.