El club brasileño Santos pidió a la FIFA que sancione con medio año de suspensión al atacante Neymar, formado en su base, en el marco del conflicto que mantiene por el pase de la superestrella al FC Barcelona, informó este jueves el sitio especializado "GloboEsporte". 

"El jugador debe ser sancionado con una restricción de seis meses para actuar en cualquier partido oficial", pidió el equipo a la institución que rige el fútbol, citado por este sitio web.

Neymar se ha mantenido en conflicto con el Santos.

El Santos pidió además que sean confiscados a Neymar "todos los valores, directa o indirectamente, recibidos como parte de la transferencia de sus derechos económicos y federativos".

El traspaso del crack brasileño al FC Barcelona en mayo de 2013 quedó envuelto en la polémica y es objeto de varios procesos judiciales en España y Brasil. 

Aunque declarada inicialmente por 57,1 millones de euros, 40 millones de euros para la familia de Neymar y 17,1 para el Santos, la justicia española estimó después que la cantidad pagada por el Barça fue de al menos 83,3 millones de euros.