El entrenador del Barcelona Luis Enrique aseguró este miércoles que no tiene nada de qué arrepentirse "con ningún jugador", en momentos en que la prensa especula con un enfrentamiento con el argentino Lionel Messi.

"No tengo nada que arrepentirme hoy a nivel personal con ningún jugador. Pero hay unas normas comunes que se deben respetar. El grupo está por encima de cualquier individualidad", aseguró Luis Enrique.

"He hablado, he negociado, he sido permisivo con algunas cosas que solicitaban los jugadores, pero he sido exigente y fiel a mis principios", remató el entrenador, de 44 años.

Luis Enrique fue duramente criticado después de la derrota del domingo ante la Real Sociedad (1-0), un partido en el que Messi comenzó en el banquillo.

El cuatro veces ganador del Balón de Oro tensó aún más la situación cuando al día siguiente no se presentó al entrenamiento, alegando una supuesta grastroenteritis.

Todo ello ha llevado a la prensa deportiva española a especular con un divorcio entre el técnico y su estrella, que podría abandonar el club a final de temporada en un contexto de crisis interna, azuzada el lunes con el cese del director deportivo Andoni Zubizarreta y la dimisión de su adjunto, el emblemático excapitán Carles Puyol.