El volante Fredy Thompson es uno de los más experimentados del equipo antigüeño, tiene cinco títulos de Liga Nacional, cuatro ganados con Comunicaciones y uno con Municipal.

Ahora tiene la oportunidad de hacer historia en el Torneo Apertura con Antigua GFC, equipo con el que renació después de una de las etapas más difíciles de su vida, el haber sido suspendido por dopaje.

Ahora, feliz y relajado dice que jugarán esta llave con todo, pero que también le pedirá ayuda a San Judas Tadeo.

¿Cómo te sientes a las puertas de este juego?

Concento y con la ilusión de culminar el año con éxito. Espero poder haber historia con este club.

¿Cuántas finales has jugado?

No recuerdo, han sido muchas, la mayoría con Comunicaciones, una con Municipal y otra con Xelajú, pero lo importante es que ahora las jugaré con Antigua, que busca su primer título y es un momento clave para entrar en la historia. 

¿Qué ha hecho antigua para estar en la final?

Ha sabido enmendar sus errores, ha aprendido de las derrotas y de los malos momentos. La meta era llegar fuertes y sólidos a las semifinales, y lo conseguimos. 

¿Cuál fue la clave?

La unión de grupo, no hay individualidades en este equipo, todos dependemos de todo, además el carácter que mostramos fue fundamental para sobresalir?

¿Qué piensas de que la final sea departamental?

Ya le hacía falta al futbol nacional, le da una frescura a nuestro torneo. 

¿Y qué dices del rival?

Guastatoya hizo muchos méritos para llegar hasta donde está, y lo hizo con menos que otros equipos, es un digno rival. 

¿Tienes cábalas?

No creo en nada de eso. Soy fiel creyente de Dios y a Él le pido que me cuide todos los días antes de empezar un partido o un entreno. 

¿Eres devoto de algún santo?

Sí, de San Judas Tadeo, le pediré que nos acompañe y que nos de valor dentro de la cancha, además que nos de fuerzas hasta el último minuto.