El pasado martes se desencadenó una tormenta luego de que el nombre de James Rodríguez apareciera en las filtraciones de usuarios del sitio AshleyMadison, con lo que supuestamente el volante colombiano hubiera sido infiel a Daniela Ospina.

La respuesta de James no se hizo esperar. Primero, la pareja publicó varias fotografías en la que le declaraba el amor a su esposa y se veían bastante cariñosos, con lo cual se acallaron parcialmente los rumores de la presunta infidelidad.

Pero el 10 del Real Madrid no se quedó quieto: según el programa En Exclusiva de RCN, habría contactado a uno de los abogados más importantes en legislación cibernética del mundo para tomar acciones legales contra las personas que hicieron que apareciera en esa lista.

En la última semana, luego de la fuerte lesión que sufrió jugando por la Selección Colombia ante Perú, James ha sonado más en la prensa de entretenimiento que en la deportiva por este anuncio. Con esta intervención legal, buscaría quitarse de encima de una vez por toda las dudas sobre su fidelidad a Daniela Ospina.