Consciente de que el camino no será fácil pero con la confianza de realizar un buen papel, el entrenador de la Selección Nacional, Iván Franco Sopegno dijo que los primeros amistosos del año servirán para observar a más jugadores, y que no tiene cabeza para pensar en otra cosa que no sea la eliminatoria.


“Hemos hecho buenas participaciones en los últimos seis meses, y hay que hacer este tipo de partidos para conocer a más jugadores y ver si se abre el abanico de posibilidades y que no utilicemos a los mismos. Que ellos nos conozcan a nosotros y a lo mejor nos llevamos una sorpresa”, expresó Sopegno, quien agregó que su prioridad es la eliminatoria, que jugará en principio con el ganador de la serie entre Bahamas y Bermudas, que juegan este miércoles.


“No tengo la cabeza puesta en la Copa de Oro, me interesa sacar la eliminatoria. Mañana (hoy) viajaré con la Selección y el miércoles me daré una escapadita para ver el juego entre Bahamas y Bermudas”, agregó.


Sopegno también le envió un mensaje a la afición. “Este es nuestro futbol y estamos trabajando para superarnos, no podemos resolver las situaciones en 15 o 20 días, en tres entrenos o en un año, pero creemos que hemos mejorado y vamos a ser competitivos, primero Dios, a lo mejor se nos dan los resultados”, finalizó.