El capitán de Antigua GFC, Fredy Thompson deberá continuar a la espera de conocer un diagnóstico certero en cuanto a su lesión, así lo confirmaron ayer integrantes del cuerpo técnico del campeón nacional. 

"Hoy fue evaluado por el doctor Julio Motta-Pensabene y después de examinarlo y analizar los resultados de la resonancia magnética, se le indicó que debe seguir con el tratamiento ya establecido durante una semana más. Debido a la inflamación y dificultad para examinarlo no se puede llegar a un diagnóstico final", expresó una fuente cercana al club. 

"Debemos esperar una semana más para reevaluarlo y conocer el diagnóstico, y establecer un tratamiento definitivo", concluyó. Thompson se lesionó en la final de vuelta ante Guastatoya y permanece bajo tratamiento farmacológico y sometido a crioterapia y reposo.