Seguramente ni el aficionado más optimista del Bayern Múnich habría pensado que la remontada en el partido de vuelta de los cuartos de la Champions League sería tan sencillo.

Los bávaros llegaban al segundo duelo de la serie con el Porto con una desventaja de 3-1, algo remontaron de forma muy rápida en su estadio, el Allianz Arena. 

Apenas habían pasado 21 minutos y Thiago Alcántara y Jerome Boateng ya habían marcado las dos dianas que necesitaba el conjunto de Múnich para avanzar a las semifinales del torneo del Viejo Continente. 

Después, Robert Lewandowski marcó un doblete y Thomas Müller mandó el balón a las redes en otra ocasión para hacer una goleada de escándalo, cuando apenas se habían jugado 45 minutos.

Por si fuera poco Xabi Alonso cerró la cuenta con una gran anotación de tiro libre al 88'. Por los lusos, Jackson Martínez hizo el marcador más decoroso al minuto 73.

En la galería de fotos encontrarán los festejos del Bayern Múnich, en un partido mágico.