El fútbol está de luto otra vez. Este jueves 30 de abril, el defensa belga Gregory Mertens perdió la vida tras estar hospitalizado por un ataque al corazón que sufrió en pleno partido.

Fue en el duelo amistoso entre el Lokeren y el Genk del 27 de abril, donde Mertens se desplomó y aunque fue llevado con vida al hospital, los médicos no pudieron salvarlo.

Al igual que el futbolista belga, otros jugadores perdieron la vida tras desplomarse en la cancha, y pocos han sobrevivido para contarlo.

El pasado lunes, Gregory Mertens y su equipo, el Lokeren de Bélgica se enfrentaron en duelo amistoso al Genk, sin saber que este sería el último partido de su vida.
El defensa de 24 años se desplomó en plena cancha al minuto 20 del encuentro y aunque fue reanimado por los médicos en la cancha, lo ingresaron al hospital en estado crítico donde fue inducido al coma.  Este jueves 30 de abril, Mertens falleció.
 
En octubre de 2004, el defensa brasileño Serginho, de 30 años, cayó desmayado durante un partido entre el Sao Caetano y el Sao Paulo .
El jugador fue atendido de inmediato, recibió masajes en el corazón y respiración boca a boca, pero no reaccionó. Entonces lo trasladaron a un hospital cercano donde llegó sin pulso y con dificultades para respirar. Murió minutos más tarde.
 
También en 2004, el futbolista húngaro Milos Fehler perdió la vida durante un partido del Benfica, su equipo. A pocos minutos del final, el delantero, de 24 años, fue amonestado, y con una sonrisa sarcástica le dio la espalda al árbitro para caminar hacia el área de su equipo. Ahí se desplomó súbitamente.  Entre llanto y desesperación de sus compañeros, el futbolista recibió los primeros auxilios y, de inmediato, lo trasladaron al hospital, donde falleció a consecuencia de una arritmia cardiaca.
 
El futbolista japonés Naoki Matsuda murió en 2011, a los 34 años. En agosto de ese año, el mediocampista sufrió un desmayo en pleno entrenamiento de su equipo, el Matsumoto Yamaga, que hacía trabajos físicos a una elevada temperatura.
 
El futbolista Antonio Puerta, de 22 años, sufrió varios paros respiratorios antes de que se desmayara, luego tuvo una crisis en el vestidor del equipo y fue llevado de emergencia al hospital donde llegó sin respiración.
 
Durante la Copa FIFA Confederaciones de 2003, Marc Vivien Foe se desplomó al minuto 72 en el duelo entre su Selección, Camerún, y Colombia.