Un exboxeador fue castigado  después de que fuera captado mientras golpeaba brutalmente a su perro.

El británico Paul Quarmby fue filmado por las cámaras de vigilancia después de utilizar el cajero automático de Wearside, Inglaterra, cuando su perro "Ajax", un Malamute de Alaska, se negó a moverse.

Quarmby se enfadó y pateó al animal, antes de darle tres puñetazos en la cabeza.

El expugilista se declaró culpable en la Corte de Sunderland por maltrato innecesario de animales.

A Quarmby se le prohibió tener animales por 18 meses y también tiene una orden de trabajo comunitario de 12 meses o el equivalente a 200 horas pagadas, además de una multa de mil 140 euros, reportó el periódico británico "Daily Mirror".