Diversos deportistas han tenido problemas con el fisco debido a no pagar impuestos o haber sido defraudados por las personas que habían contratado para ello.

Según informó el diario "The Guardian", Fabio Cannavaro, quien fue campeón del mundo con Italia en 2006, fue condenado a diez meses de prisión por romper un cordón policial y entrar a su casa de forma ilegal para darse un baño en la piscina.

De acuerdo con un informe del fiscal Luigi Cannavale, la misma condena también sería aplicable a su esposa Daniela Arenoso y su hermano Paolo, jugador del Sassuolo de la Serie A, por acompañarlos. Eso sí, ya han apelado la resolución y esperan la decisión de un tribunal colegiado.

Cannavaro es investigado por una presunta evasión de impuestos y su casa está bajo sospechas de si fue edificada sin el debido permiso, por lo que no podía ingresar a ella.

Desde octubre pasado, las autoridades de Nápoles le han incautado a Cannavaro y su esposa la cantidad de un millón de euros, además de un yate valuado en 18 mil euros. Fabio fue defensor de clubes como la Juventus, el Inter de Milán, el Real Madrid, Nápoles, entre otros más, y actualmente es entrenador del equipo chino Guangzhou Evergrande.

* Con información de César Acosta