Auque hace unos días Floyd Mayweather le regaló un carro de golf a su hijo por su cumpleaños número 15, parece que el joven Koraun aún no olvida la violencia familiar que sufrió hace cuatro años.

En un reportaje dado a conocer por el periódico estadounidense USA Today, el adolescente llama "cobarde" al boxeador, por no reconocer los golpes y patadas que dio a su madre, Josie Harris, el 9 de septiembre de 2010.

En esa fecha, cuando Kouran tenía 11 años, sus padres comenzaron a discutir, luego de que "Money" cuestionara una relación de Harris con el jugador de baloncesto, C.J. Watson.

La pelea verbal terminó en golpes, que ocasionaron contusiones en todo el cuerpo de la expareja de Mayweather.

Aunque Koraun Mayweather comparte momentos con su padre y lo ve los fines de semana, aún no supera lo hecho por "Pretty Boy" hace cuatro años. "Vemos películas o vamos al bowling, pero no me gusta que no acepte sus acciones, se comporta como un cobarde", indicó el hijo de Mayweather al periódico estadounidense USA Today.