No habrá otra oportunidad. Este 14 de mayo, Boca Juniors y River Plate definirán en el tercer “Superclásico” en dos semanas, al equipo que seguirá con vida en la Copa Libertadores.

La ventaja es para los “Millonarios”, que en el duelo de ida en su estadio, lograron la victoria por la mínima diferencia gracias a un penal anotado por el uruguayo Carlos Sánchez y lideran la serie 1-0.

Pero los “Xeneizes” tendrán esta tarde al público a su favor y buscarán en casa remontar el resultado adverso y quedarse con el boleto a cuartos de final del torneo sudamericano.