El Real Madrid confirmó su estatus de gran favorito al título en el Mundial de Clubes con una goleada por 4-0 a un Cruz Azul mexicano que nada pudo hacer ante el vendaval blanco, este martes en Marrakech en la primera semifinal.

El equipo de Carlo Ancelotti se medirá el sábado en la final al ganador del duelo del miércoles entre el San Lorenzo argentino y el Auckland neozelandés, gracias a los goles de Sergio Ramos (15), Karim Benzema (36), Gareth Bale (50) y Francisco Román (72).