Ecuador está arrasando en la clasificatoria y ya puede soñar despierto con hacerse de uno de los cuatro boletos directos disponibles para Sudamérica.

Sorprendió en el debut ante Argentina en Buenos Aires y luego dejó en el camino a Bolivia, Uruguay y este martes 3-1 a Venezuela en Puerto Ordaz, que sin puntos puede despedirse de su ilusión de ir por primera vez a un Mundial.

Y todo esto lo logró el seleccionado que dirige el argentino Gustavo Quinteros sin sus figuras, los Valencia, Enner y Antonio.

En una clasificatoria tan apretada, de parejo nivel, Ecuador termina el año en lo más alto del premundial regional y con margen para encarar su embestida final el año próximo, mucho antes de la conclusión de la serie sudamericana en 2018.

Sin sus figuras Lionel Messi, Sergio Agüero, Javier Pastore y Carlos Tevez, la albiceleste se las arregló para arrebatarle un triunfo importante por 1-0 a Colombia, que se queda con cuatro puntos y en la cuerda floja su orientador, el argentino José Pekerman.

El estelar colombiano James Rodríguez (Real Madrid) figuró en las planillas, pero nadie lo vio en el campo de juego, en un equipo que casi no generó situaciones de peligro.

Pekerman, el mismo que llevó a Colombia a los cuartos de final por primera vez en su historia en Brasil-2014, quedó ahora al borde del abismo, al mando de un once apagado, sin ideas.