Comunicaciones estuvo lejos de ser mostrar el nivel de un hexacampeón en su debut en el torneo de la Concacaf en el que el Galaxy de Los Ángeles no tuvo contemplaciones y anotó cinco veces en su portería.

Los cremas tienen tres partidos por delante, otro contra el equipo estadounidense y dos contra el Central FC, pero con una misión demasiado complicada para quedarse con el único pase en disputa para la siguiente ronda.

Repasamos los porqué de la dura derrota que los blancos sufrieron en el StubHub Center en Carson, California el martes por la noche.

1. Un ritmo más lento
Esto no es nuevo, sino la continuidad de lo que históricamente ha afectado a otros clubes y selecciones nacionales en la competencia internacional.
El Galaxy imprimió velocidad en sus movimientos y toques de baón, algo que en pocos minutos se reflejó en el marcador. La lentitud de los cremas sobre la cancha fue algo que el rival aprovechó desde el pitazo inicial.

2. La falta del "diez"
La ausencia por lesión de José Manuel Contreras volvió a hacerle mucho daño al equipo que no encuentra entre los suplentes alguien que pueda cubrir la ausencia de "El Moyo".

3. Escenario que pesó
No es lo mismo jugar en cualquiera de los escenarios de la Liga Nacional que en un estadio que regularmente alberga espectáculos futbolísticos de primer nivel entre los que corresponden a la MLS, torneos internacionales y la visita de los clubes europeos. Aunque el público no llegó en gran cantidad y varios residentes guatemaltecos presenciaron el choque, el ambiente que rodea la cancha no le encajó bien a varios jugadores cremas.

4. Inseguridad número 1
El portero Juan José Paredes cometió un garrafal error que le facilitó las cosas a Alan Gordon para conseguir el parcial 2-0 y, aunque el resto de anotaciones no fueron del todo su responsabilidad, reflejó que no pasa por su mejor momento y que la ausencia de David Guerra en el banquillo (fue dejado en libertad y fichó con Universidad de San Carlos) puede pesarle mucho en la temporada al plantel.

5. Más espacios de la cuenta
En el inicio de la segunda parte, los hombres de Willy Coito Oliveira salieron con más fuerza en la ofensiva pero sin ideas claras ni la puntería necesaria para conseguir, al menos el descuento, eso lo aprovechó el Galaxy para dosificar sus energías y conseguir otros tres goles con los que completaron su abultada victoria.

El resultado no hizo otra cosa que reflejar el mal momento que el futbol guatemalteco atraviesa a todo nivel y que en los últimos meses ha concluido en resultados que han sido todo menos agradables para quienes gustan de seguir la disciplina deportiva más popular en el país.