Los abogados del seleccionado alemán, Bastian Schweinsteiger, han demandado a una compañía china por comercializar un muñeco nazi, que no solo es idéntico al jugador, si no que lleva su nombre. 

El caso lo dio a conocer el diario alemán "Bild Zeitung", que además publicó las imágenes del muñeco. Bastian está además indignado porque en el uniforme del muñeco se puede ver una esvástica y una de sus figuras luce la medalla de los soldados que participaron en la ofensiva rusa de 1941. 

"El parecido es pura coincidencia. Creemos que la mayoría ven a los alemanes así. Bastian es un nombre común en Alemania", dijo Patrick Chan, representante de DID, una empresa holandesa contratada para distribuir las figuras en Europa, a un precio de 89 dólares. Sin embargo, ni Schweinsteiger ni sus abogados aceptan la explicación, y el caso deberá resolverse en los tribunales. 

Con información de Sport