Desde que fue llevado ante la justicia señalado de genocidio por la masacre de mil 771 Ixiles, el caso del exjefe de Estado, Efraín Ríos Montt, ha trascendido e involucrado a sus hijos por distintos hechos confrontados con la ley.

El más reciente fue cuando hace unos días, la Sala Primera de Apelaciones del Ramo Pena reactivó el juicio contra el hijo, Enrique Ríos Sosa, por estar involucrado en el desfalco de 471 millones de quetzales en el gobierno de Alfonso Portillo.

Zury Ríos no es la excepción ya que tiene un impedimento legal que no le permite optar a ser candidata presidencial.

De acuerdo con el Artículo 186, inciso A, de la Constitución de la República, "El caudillo ni los jefes de un golpe de Estado, revolución armada o movimiento similar, que haya alterado el orden constitucional, ni quienes como consecuencia de tales hechos asuman la Jefatura de Gobierno".