El dirigible de 42 metros de longitud, fabricado en Alemania, que recorrería diversos puntos turísticos durante la Semana Santa, se accidentó este viernes en zona 15.

Representantes de Brahva reportan que no hay heridos, que fue un aterrizaje planificado por el piloto de la areonave tras identificar un problema, pero no hubo incendio, como ha circulado en redes sociales.

Bomberos Municipales reportaron que dos personas fueron atendidas por crisis nerviosa.

A las 9 de la mañana se elevó la aeronave que minutos después presentaría desperfectos.

Varios usuarios ha compartido videos del momento exacto del descenso del vehículo aéreo.