Detalles

El Tribunal Supremo Electoral ha detectado otras irregularidades.

• Recurrentes. El estatus de la persona inscrita con su Documento Personal de Identificación (DPI) no vigente y sin coincidir con el Renap.

• Sin nombre. También están por no coincidir el nombre o la huella dactilar al realizar la comparación con los datos del empadronamiento.

• Extremos. En algunos casos han inscrito en un partido político a personas fallecidas.

• Inscritos. Al menos cinco mil estaban inscritos en otros partidos.

El titular de la Inspectoría, Ernesto Mirón, explicó que “se han presentado denuncias” ante el MP por los casos de afiliaciones anómalas.

Los partidos políticos pueden haber incurrido en el delito de falsedad; el ente investigador debe determinar la situación legal.

“Tendría que buscar los archivos porque son cosas que se han venido, en algunas ocasiones, presentando, posiblemente casos desde los procesos electorales anteriores”, explicó Mirón.

Los hallazgos de las supuestas anomalías fueron hechos por el Registro de Ciudadanos (RC).

“En casi todas las hojas que se han revisado hasta la fecha, donde aparecen firmas, hemos constatado que ninguna corresponde a las que están registradas en el Registro Nacional de las Personas. Por ejemplo, si en una hoja de afiliación están siete firmas y tres huellas (dactilares), las siete firmas no corresponden”, mencionó Leopoldo Guerra, director interino del RC. 

Los partidos debían cumplir con el requisito de tener a 22 mil 23 afiliados, 0.03% del padrón electoral de 2011, consigna la Ley Electoral y de Partidos Políticos.

El límite para contar con ese número era el 30 de enero, y los representantes de las organizaciones políticas entregaron decenas de afiliaciones a última hora y, si se consigna que son falsas, pueden quedar fuera de la contienda.

En el primer informe del TSE divulgado la semana pasada, al menos 20 partidos políticos presentaron irregularidades cuando entregaron sus hojas de afiliación.

La mayoría de errores detectados consistió en empadronamientos inexistentes, aunque continúan con la depuración.

Los guatemaltecos votarán en septiembre para elegir al presidente, vicepresidente, renovar el Congreso con 158 diputados y las 338 municipalidades.

También elegirán 20 diputados del Parlamento Centroamericano.