El ministro de la Defensa, Manuel López Ambrocio, confirmó que se extremarán las medidas de seguridad sanitarias para el contingente militar que cumple su misión de paz en la República Democrática del Congo, desde hace once meses y que, tentativamente, regresa al país la próxima semana.

Los 150 elementos castrenses serán trasladados a un comando militar en Petén para como una medida de prevención del ébola. “Aunque la Organización de las Naciones Unidas (ONU) los certificó que están libres del virus, se diseñó unn campamento con tres círculos de seguridad, en el que los soldados deberán permanecer durante 21 días”, informó el funcionario.

Explicó que los soldados recibirán un chequeo médico durante el vuelo de regreso y que no podrán recibir visita de sus familiares hasta que concluya el tiempo de aislamiento.

Además, el titular de la cartera de Defensa, expuso que durante su presencia en el Congo, el contingente estuvo destacado a por lo menos 7 mil 200 kilómetros de donde se registró el foco del virus del ébola.

Te puede interesar:

Diputado no quiere a 150 soldados en Petén por temor al ébola