¿Y cuántos regresan?

Durante los primeros seis meses de 2015, Guatemala atendió a 4 mil 506 menores de edad no acompañados devueltos al país tras intentar llegar a Estados Unidos de manera ilegal, de acuerdo a datos de la Secretaría de Bienestar Social de la Presidencia.

Según la misma fuente, el 78 por ciento de los menores devueltos son niños mientras que el 22 % restante son de sexo femenino.
 

En promedio Guatemala registra la salida ilegal de dos menores de edad no acompañados cada hora rumbo a Estados Unidos, en busca de mejores condiciones de vida, según el Fondo de las Naciones para la Infancia (Unicef).

La cifra fue divulgada durante la presentación de la campaña a favor de la niñez emigrante  "¿Qué pasa? ¿Qué hago?", en la que también participan la Cancillería y la Pastoral de Movilidad Humana de la Conferencia Episcopal.

"Para ninguno de nosotros es nuevo el fenómeno migratorio. Hace casi un año, los Estados Unidos alertó de una posible crisis humanitaria por el alto incremento de niñas, niños y adolescentes migrantes no acompañados detenidos en la frontera de ese país", afirmó Christian Skoog, representante de Unicef en Guatemala.

"A pesar de los esfuerzos nacionales y de los países de la región, el fenómeno de la migración infantil, de forma irregular y con grandes riesgos para sus vidas, aún continúa", añadió Skoog.

De acuerdo a Unicef, la campaña busca orientar y asesorar a los menores y no pretende evitar el éxodo de migrantes, pues se considera un derecho humano buscar la reunificación familiar.

Con información de EFE