La Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) condenó la campaña de hostigamiento contra periodistas guatemaltecos por medio de cuentas fraudulentas en redes sociales, por denuncias sobre irregularidades en la adjudicación de obras públicas a favor de un excandidato a la presidencia.

Profesionales del equipo investigativo del reportaje "El Penúltimo negocio de Manuel Baldizón" denunciaron que han sido amedrentados y difamados en perfiles falsos en Twitter y páginas web en donde han recibido insultos y amenazas.

El presidente de la Comisión de Libertad de Prensa e Información de la SIP, Claudio Paolillo, condenó "las represalias contra los comunicadores que no tienen otro propósito que desviar la atención sobre los problemas reales que afectan al país y generar zozobra y autocensura".

La investigación se enfoca en un negocio millonario sobre la adjudicación de concursos de obras públicas a empresas que estarían vinculadas al político. 

Los comunicadores Asier Andrés, encargado de la investigación, y Juan Luis Font, director de Noticias de Canal Antigua y Diario Digital, han recibido amenazas directas. 

De acuerdo a la denuncia presentada ante la Procuraduría de Derechos Humanos (PDH) y la Relatoría Para la Libertad de Expresión de la OEA, los periodistas han sido atacados de forma sistemática desde 2013.