En los primeros 10 días de 2015, la Procuraduría de los Derechos Humanos contabiliza siete pilotos y un ayudante del transporte público asesinados.

Según la entidad, el año pasado fueron en total 418 personas ultimadas entre trabajadores y usuarios del sistema de transporte.

Por aparte, se informó que la Asociación de Viudas de Pilotos entregará útiles escolares y zapatos a unos 200 hijos de conductores asesinados.