Los cambios

Fueron aprobados en su totalidad el 19 de abril y ahora le corresponde al titular del Ejecutivo que sancione el decreto para que entren en vigor. La ley también le permite vetarlo.
Entre las reformas están:

  • Cambio de fecha de las elecciones
  • La validez del voto nulo
  • Se le dio luz verde al sufragio en el extranjero
  • Se estableció un techo a la cantidad de los diputados
  • La tarea del Tribunal Supremo Electoral de contratar la pauta en los diferentes medios de comunicación

Sancionarlas o vetarlas. Uno de estos dos caminos debe decidir el presidente Jimmy Morales para las reformas a la Ley Electoral y de Partidos Políticos. El miércoles, 26 de mayo, vence el plazo para que lo haga.

El portavoz presidencial, Heinz Hiemann, confirmó que el jueves pasado fue el último día para que los "tanques de pensamiento", que fueron invitados a opinar luego de que el gobernante asegurara que la propuesta que aprobó el Legislativo no incluye el “clamor popular”, entregaran sus impresiones.

"Hay universidades, está el Colegio de Abogados de Guatemala, centros de investigación y de análisis y personalidades nacionales. El miércoles 26 de mayo es el último día que el presidente tiene para decidir sobre las reformas electorales", expuso Hiemann.

Instituciones como el Tribunal Supremo Electoral (TSE), el Instituto de Problemas Nacionales de la Universidad de San Carlos Guatemala (Ipnusac), la Asociación de Investigación y Estudios Sociales (Asíes), y el jefe del Congreso, Mario Taracena, le han pedido que las sanciones.

“Espero que el presidente Morales no vaya a aceptar presiones de su antiguo patrón, todos saben que trabajo con él por más de 20 años. Que haga lo que corresponde, así que calladito se ve más bonito y se acabó”, expuso Taracena.

Morales no se quedó callado y le respondió. “Parece ser que no conoce la ley, porque como presidente de la nación represento la unidad nacional y tengo la capacidad de vetar y sancionar, así que él ni hablando ni callado se ve bonito”, afirmó.

Además, el gobernante dejó la puerta a presentar una nueva iniciativa. “Es una de las muchas salidas que podemos impulsar, la Secretaría General y abogados constitucionalistas están haciendo la revisión, se compartirá con quienes deseen darnos su opinión, aún así, podemos sancionarla y (posteriormente), con la iniciativa de ley que tiene la Presidencia, hacer los cambios y presentar nuevas reformas”, afirmó el funcionario.

Aseguró que está en desacuerdo con “el hecho de haber dejado afuera la elección nominal de diputados, el aumento a la cantidad de congresistas y la reelección en el Legislativo”.