Antes de la convocatoria electoral, el Tribunal Supremo Electoral (TSE) le solicitó a los usuarios de redes fiscalizar cualquier campaña anticipada y la respuesta no se hizo esperar, recibió más tres mil denuncias por eventos ilegales que cometieron varias organizaciones políticas en Semana Santa, por lo que el Tribunal impuso una multa de US$60 mil al Partido Patriota, Libertad Democrática Renovada y Unidad Nacional de la Esperanza.

Hugo Novales, politólogo de la Asociación de Investigaciones y Estudios Sociales (Asíes), indica que en este proceso electoral el uso de redes sociales es más relevante, porque le da voz a ciudadanos que antes no eran escuchados, haciendo que los partidos políticos implementen estrategias de comunicación en redes y contrarresten ataques a sus candidatos.

“Las redes ayudan a transmitir mensajes a costos mínimos. Por la crisis que se vive en el país, las redes son un canal para comunicar las ideas y frustraciones de la población. Sin embargo, muchas veces no tienen la misma influencia que los medios tradicionales”, opina Novales.  

El analista considera que ante la respuesta de la población el TSE debe contar con la infraestructura informática adecuada para recibir las denuncias y crear normas para determinar la validez de las mismas, uno de los casos será el financiamiento de los partidos.

Algunos de los impactos que han tenido las redes son las #DenunciasCampaña, la convocatoria a manifestar el 25 de abril con #RenunciaYa o #NoTeTocaBaldizón, etiquetas que se volvieron tendencia en un día en el país.

Además han habido críticas a las respuestas de Sandra Torres de la UNE, en redes sociales y contra el partido oficial luego del escándalo de corrupción en la SAT.

Por aparte, el experto Manolo Web refiere que los políticos deben entender que cada vez más la clase media estará pendiente de sus propuestas, las cuales quedan grabadas y serían utilizadas para cuestionar su gestión si no cumplen con las promesas.

Es por eso que el analista recomienda difundir correctamente las campañas, y, aunque no considera que tenga un impacto en la elección para algún cargo público, sí tendrá una incidencia en la imagen del candidato, como es el caso de los memes.

“En lo que influyen las redes es en el planteamiento de iniciativas creativas donde se les pide a los políticos que explique como cumplirán sus promesas y de no tener respuesta se observaría la falta de compromiso por los políticos”, agrega el experto.

A la vez, recomienda que los partidos políticos contraten gente especializada en campañas electorales, para no caer en las copias de propaganda que se utiliza en otros países, lo cual no garantiza obtener el mismo resultado.

Cristhians Castillo, del Instituto de Problemas Nacionales de la Usac, subraya que las redes sociales influirán en las  próximas elecciones, ya que serán las primeras de la generación 2.0, porque se ha comprobado que son herramientas de transmisión de información que influyen en las decisiones del ciudadano, como lo observado en convocatorias y movilizaciones.

“Los políticos son usuarios de las redes y consideran que son medios alternativos, pero todavía no tienen la capacidad para crear mecanismos estratégicos para lanzar información”, puntualiza Castillo.
Castillo afirma que las redes pueden tener un impacto horas antes de las elecciones, ya que cierta información influirá para emitir el voto.