Este lunes se tiene previsto que retorne un contigente de 150 militares provenientes de de la República Democrática del Congo.

Autoridades dieron a conocer que luego de su ingreso serán trasladados al departamento de Petén donde permanecerán 21 días como medida de precaución para evitar un posible brote del virus del ébola.

Sin embargo, el sector turismo señaló su preocupación por la decisión, porque existen dificultades médicas en ese departamento por lo que trasladarlos sería un error, ya que si se registra un brote del virus el sistema de salud no tendría la capacidad para atender a los afectados.

Ramón Aguilar, representante de las empresas de turismo de Petén, dijo que el traslado de los soldados afectaría en el turismo, ya que los visitantes no querrán asistir a un lugar utilizado para cumplir cuarentena. Esa situación impactaría negativamente en la economía de los pobladores, máximo en tiempo de Semana Santa.

Aguilar solicitó a las autoridades dar marcha atrás con esta decisión, y agregó que como medida de presión realizarán este día manifestaciones en los diferentes accesos al departamento para que los militares no sean trasladados.

** En la galería encontrarás imágenes de Flores, Petén