Las piñatas con la figura del diablo tienen las horas contadas. Este 7 de diciembre a las 18 horas serán quemadas para conmemorar un año más de la tradición guatemalteca.

Los niños y los adultos participan en el encendido de las figuras del mal y hasta queman cohetes y juegos artificiales.

El origen

Historiadores documentan el comienzo de esta tradición en la fiesta de Concepción. Es el punto de partida para las fiestas como la Navidad y el Año Nuevo. Es la lucha entre el bien y el mal que gana el bien cuando arde el demonio.

La tradición consiste en sacar las cosas viejas, gastadas del hogar para hacer “una limpieza” y quemarlos en fogatas o “fogarones” como se les conoce. Así se realizó hasta el año 2000.

Debido a la contaminación se introdujeron las piñatas, armazones de alambre y papel.

Otto Pérez y Roxana Baldetti

Los fabricantes de piñatas elaboran “diablos” con los rostros de políticos. Este año los favoritos son el expresidente Otto Pérez y la ex vicepresidenta Roxana Baldetti, ambos renunciaron y están detenidos por “liderar” una estructura de contrabando en las aduanas denominada La Línea.