La Procuraduría General de la Nación denunció a la empresa Reforestadora de Palma de Petén S.A. (Repsa) por la muerte de miles de peces, crustáceos y anfíbios en el río La Pasión, en la selva petenera.

"La empresa es señalada de ser la responsable de la mortandad de peces", se lee en el documento.

La semana pasada miles de peces murieron y un informe de la Universidad de San Carlos de Guatemala (Usac) determinó que se trató de la contaminación de un plaguicida (malathion) que es usado en la cosecha de la palma africana.