Representantes de los clubes Rotarios del país acudieron al Congreso de la República con el objetivo de pedir una segunda audiencia al presidente del organismo, para discutir nuevamente la premura que implica la aprobación en los próximos días de la iniciativa 4827 referente a la renovación de la franquicia para la importación de equipos y suministros.  

La primera reunión con el presidente del Congreso, Luis Rabbé, y los jefes de bloque se concretó el 11 de marzo de 2015.   La iniciativa 4827 fue presentada el 29 de abril del año pasado. Actualmente, se encuentra en la Comisión de Finanzas Públicas y Moneda pendiente de recibir dictamen favorable.

La solicitud de audiencia y de apoyo deviene de la necesidad que se tiene de importar equipos (equipos de rayos X, máquinas para extraer leche de soya, entre otros); así como suministros (medicinas, marcapasos, equipo médico, materiales educativos y alimentos), los cuales son empleados para proyectos de ayuda a la comunidad de los habitantes más necesitados y en respuesta a emergencias derivadas de desastres naturales, como la que se acaba de vivir en El Cambray II.

“La salud pública en el país está en crisis. Las donaciones que recibimos los Rotarios corren peligro de perderse. Por ello, instamos a los señores diputados para que apoyen su aprobación”, explicó Julio Grazioso, gobernador electo para el período 2017-2018 del Distrito 4250, al que pertenecen los clubes Rotarios de Guatemala, Belice y Honduras.

“Contar con esta franquicia para la importación de equipos y suministros nos permite continuar desarrollando proyectos en beneficios de los guatemaltecos en las áreas de prevención y tratamiento de enfermedades; salud materno-infantil; suministro de agua potable; promoción de la educación; desarrollo de las economías locales y fomento de la paz”, añadió.