Aunque el presidente Jimmy Morales aseguró que la revisión de los medicamentos e insumos donados se haría de manera más cuidadosa, ayer la Procuraduría de los Derechos Humanos confirmó que si hay medicinas vencidas.

La Procuraduría de los Derechos Humanos (PDH) continuó con la verificación del estado de medicinas, maquinaria e insumos que le donaron al presidente Jimmy Morales, y confirmó que hay productos vencidos.

La supervisión se realizó en el Hospital Nacional Doctor Jorge Vides Molina, en Huehuetenango, donde se corroboró que la máquina de hemodiálisis está catalogada como obsoleta por el personal médico del área de intensivo y, a la vez, el nosocomio no cuenta con el área de nefrología.

Durante una gira por Retalhuleu, el mandatario, solicitó a la PDH presentar las pruebas del medicamento vencido para dar seguimiento a esos casos.

La Procuraduría elaboró un informe que detalla que entre los insumos vencidos hay agua estéril en ampolla, glucosa y cloruro de sodio, Pacifen en tableta y Valsartan, los cuales vencieron en febrero, julio, agosto y noviembre de 2014.

Otras de las medicinas que caducaron en febrero, abril y julio de 2015 son Cefixime gránulos para suspensión, equipo de hemodiálisis, catéter de retención urinaria, vendas de yeso de 2x3 yardas, estitele entubador con funda de satín y tubos endotraqueales.

Mientras que en la medicina próxima a vencerse se encontró Fibracel en tableta, vendas de yeso, Gabapentina, Trimetropin Sulfa y Penificilina Benzatínica.

Jorge De León Duque, titular de la PDH, enfatizó en que entrevistaron al director del Hospital de Huehuetenango, que les comentó que recibió el medicamento en la bodega de la zona 8 capitalina, ya que tuvo que venir a la ciudad por la medicina.

Hacemos el llamado al ministerio de Salud para que tenga un estricto control con los medicamentos vencidos, que es un riesgo en haberlos entregado y una irresponsabilidad de haberlos suministrado en diferentes hospitales”, resaltó De León Duque.

También el procurador sugiere que no se envíen insumos sin tener presentes las necesidades, por lo que los pacientes regalan el medicamento, pues no lo necesitan, lo cual demuestra un desorden y falta de procedimientos para clasificar las medicinas.

No obstante, el Ministerio de Salud Pública emitió un comunicado para informar que las medicinas revisadas por la PDH no corresponde al lote donado.

En el documento indican que el director del nosocomio, Jaime Alvarado, explicó que los insumos fueron colocados en la bodega con mala intención.