Luego de que la primera dama, Rosa Leal de Pérez, afirmara que no hay que alarmarse ante los recientes casos de corrupción, el presidente Otto Pérez aseguró que "en ningún momento" su esposa quiso minimizar la situación.

"No tuvo intención de minimizar los recientes casos. Platiqué con ella y está clarísima que nadie está minimizando las protestas ni la lucha contra la corrupción. Nosotros seguimos con ese esfuerzo", aseguró el gobernante.

Durante una actividad el viernes pasado, la primera dama habló sobre las manifestaciones que exigen la renuncia de Pérez. “No seamos alarmistas, no es conformismo, pero ¿En qué país no hay corrupción? ¿En qué país no hay manifestaciones de personas inconformes?”, aseguró Leal de Pérez.