De acuerdo con la Policía Nacional Civil (PNC), durante este año se han decomisado dos mil 843 armas de fuego y se ha capturado a mil 425 personas por portarlas sin documentos.

Por este tipo de hechos, han sido detenidos 115 menores de edad. Según el reporte policial, 14 son mujeres y seis menores de 13 años.

Se informó que estas estadísticas son parte de los operativos de despistolización que la PNC realiza en todo el país.

Leonel Dubón, director del Refugio de la Niñez, explicó que no existe protección para los jóvenes. “Los principales actores de resguardo como la familia, la escuela y la iglesia, han dejado de cumplir su rol”, aseguró.

Carla Campos, del Grupo de Apoyo Mutuo (GAM), expuso que las detenciones de niños y adolescentes por cometer actos delictivos muestran que existe debilidad estatal para protegerlos.

Ambos coincidieron en que el fenómeno de las armas en manos de menores, es consecuencia de la falta de oportunidades.

Con información de Emisoras Unidas.