El portavoz presidencial, Heinz Hiemann, informó este jueves que el presidente Jimmy Morales le dio su visto bueno a la PGN para que accione en contra del contrato entre la Empresa Portuaria Quetzal y la TCQ.

“Se le instruye para que, de conformidad con la ley, como abogada del Estado realice todas las acciones jurisdiccionales ordinarias y extraordinarias que sean necesarias y pertinentes para defender los intereses del Estado de Guatemala en relación con la nulidad del negocio jurídico del usufructo oneroso entre la EPQ y la TCQ”, se lee en la carta que le envió el mandatario a la Procuraduría General de la Nación (PGN).

“Nosotros vamos a pelear con todo los intereses del estado guatemalteco”, aseguró por la mañana el gobernante.

“Se están analizando todas las implicaciones y las consecuencias que se generen por esta decisión. Para el presidente de la República y para el gobierno es que no se afecten los intereses y los derechos del Estado”, expuso Hiemann.

Añadió que este es el camino de la nulidad, ya que debe ser revisado por un juez competente que deberá darle trámite a la solicitud.

Además, expuso que el tipo de servicios que ofrecen empresas como TCQ son necesarias para el país.

“Es por eso que el presidente ha solicitado que se protegen todos los intereses, derechos y bienes del Estado que están en juego en este momento, no solo lo que representa económicamente, sino los beneficios en el largo plazo”, aseguró.

Recordó que dicha empresa aún no opera. “La TCQ en este momento no se encuentra en operaciones. La PGN determinará los mecanismos para evitar riesgos”, afirmó.