Maple Resources Corporation por medio de su subsidiaria Maple Terminals LLC, adquirió una de las plantas de combustibles más grandes y modernas de Centroamérica.

Se trata de la adquisición de la terminal Carburantes de Centroamérica (CARCASA), que se suma a las operaciones en el campo energético de este grupo, cuyos proyectos en refinación, generación eléctrica, y minería han sido cotizadas en las bolsas de Londres y los EEUU. 

CARCASA, ubicada en Puerto de San José, Escuintla, es una terminal cuyos estándares de edificación, operaciones y gestión, la hacen una de las más competitivas de la región. 

La inversión de Maple Terminals valora a CARCASA en más de USD20 millones, con compromisos por inversiones adicionales de USD10 millones en los próximos 5 años.

Los fondos estarán destinados a aumentar la variedad de productos que maneja la terminal, al igual que a elevar su capacidad de almacenamiento con el objeto de aumentar valor estratégico a nivel regiónal.