El Ministerio Público (MP) y la Comisión Internacional contra la Impunidad en Guatemala (CICIG) hicieron su acusación, algunos señalados hablaron y otros guardaron silencia, los abogados defensores hicieron su trabajo, pero ahora es el turno del Juez de Mayor Riesgo B, Miguel Ángel Gálvez, para que argumente y diga si ligará a proceso penal a las personas sindicadas en el caso TCQ.

Entre los señalados está el expresidente, Otto Pérez Molina y la ex vicemandataria, Roxana Baldetti, así como el director de la empresa Terminal de Contenedores Quetzal, el español Juan José Suárez.

"Esta audiencia nos ha tomado varios días, prácticamente dos semanas". Con esa palabras inició su intervención el juez Gálvez.

En desarrollo de la audiencia de primera declaración explicó que tomará en cuenta tres aspectos para su resolución: las consideraciones legales, los supuestos hechos y los elementos probatorios.