El Ministerio Público (MP) informó que Evelio Neftali Méndez Hernández y Audelina López Huinac, padre y madre, respectivamente, de niño a quien le quemaron las manos, fueron ligados a proceso.

El niño de tan solo 8 años de edad, sufrió quemaduras graves en sus manos luego de que su progenitor le reprendiera de esta forma al enterarse de que había tomado Q50 de la bolsa de su madrastra.

Según las pesquisas de la Fiscalía de Distrito de Coatepeque, López Huinac habría golpeado al menor de edad antes de que su padre le causara las fuertes lesiones en sus manos.

El padre del niño quedó ligado a proceso por parricidio en grado de tentativo, mientras que la madrastra por homicidio en grado de tentativa.

* Con información del MP.