Iván Velásquez, jefe de la Comisión Internacional contra la Impunidad en Guatemala (CICIG), presentó un informe sobre el financiamiento de los partidos políticos en el país.

Estas quince frases de Velásquez resumen el documento:

"No existe en Guatemala una cultura de delitos electorales".

"Hay una alta impunidad de delitos electorales. Entre 95% y 100%".

"Termina el partido y continúa el político, pese a esa volatilidad electoral. Existen alcaldes y diputados que han cambiado de partidos. Esto impacta en su financiación".

"Guatemala es un país propicio para cometer delitos electorales sin ninguna consecuencia".

"El aporte predomina hacia la persona y no al partido".

"Gustavo Alejos es un recaudador que se enriqueció y construyó redes durante el gobierno de Colom".

"Medios de comunicación presentan infomerciales que elevan los perfiles de los candidatos"

"También está el caso de Gloria Torres, una estructura de corrupción más cercana a la presidencia de Álvaro Colom".

"Hay participación directa de integrantes del crimen en candidatos a cargos públicos".

"Los gastos de campaña son excesivos. Abre la puerta para el financiamiento ilícito".

"Los mecanismos del financiamiento han moldeado a los partidos y socavado a la democracia".

"Todo aporte anónimo constituye un delito".

"El PP y Líder y la UNE-Gana, en 2011, superaron el techo de campaña".

"La CICIG considera que debe aprobarse las reformas electorales del TSE".

"La sociedad guatemalteca debe decidir".