La incertidumbre que se ha generado sobre cuál puede ser la política migratoria que el presidente electo de EE. UU., Donald Trump, aplique a partir del 20 de enero del próximo año ha hecho que los consulados guatemaltecos en esa nación busquen reforzar su atención.

Ante esto, la Cancillería convocó a los 15 cónsules a una reunión, que se extiende hasta hoy, con el propósito de debatir y discutir una hoja de ruta para la defensa de los guatemaltecos que viven en esa nación.

“Estamos revisando cada una de las medidas y cada una de las atenciones que los consulados deben darles a los migrantes. Hay dos temas en particular. El primero es la contratación de más personal local, para atender de mejor manera. Lo segundo es el tema de la defensa legal de los connacionales. Al finalizar este encuentro esperamos salir con un programa de asistencia legal”, explicó Morales.

Oliver de Ros

Foto:

“Vivimos una coyuntura muy particular en Estados Unidos y la instrucción que los cónsules tienen es tener las mejores relaciones con el gobierno que viene, porque eso es importante, pero también debemos estar alerta y preparados para defender a nuestros migrantes”, agregó.

Trump construyó su campaña en torno a polémicas propuestas como la construcción del muro en la frontera con México y la expulsión de más de ocho millones de inmigrantes; sin embargo, días después de haber ganado la elección bajó el tono de su discurso y aseguró que empezaría con la deportación de aquellos indocumentados con antecedentes penales, pandilleros y narcotraficantes, un segmento que calcula que asciende a tres millones de personas.

No obstante, el temor en la comunidad guatemalteca ha crecido de acuerdo con algunos de los funcionarios que participan en la cita.

El cónsul en Nueva York, Pablo García, expresó que se está haciendo “un llamado a la calma a los guatemaltecos para que no cometan ningún error, pues en este momento todavía no se tienen claras cuáles serán las directrices del nuevo gobernante”. “No deben tener temor de que en estos momentos ocurrirá una redada o algo por el estilo. También deben tener mucho más cuidado con las estafas. Hay personas que andan diciendo que se debe pagar para evitar deportaciones y eso es mentira, no se deben dejar engañar”, expuso.

Oliver de Ros

Foto:

Añadió que en el área de Nueva York se tiene un registro de 60 guatemaltecos detenidos por delitos como la reincidencia de ingresar indocumentado en esa nación, la violencia intrafamiliar y conducir sin licencia.

Rosa María Mérida de Mora, cónsul general en Miami, Florida, explicó que se han incrementado las llamadas de personas mostrando su preocupación. “Nos hacen la consulta de qué es lo que creemos que va a suceder. La respuesta que les damos es que mantengan la calma, que estén tranquilos y que vivan en orden, como lo han hecho. Otro llamado que les hacemos es que no acepten el acompañamiento de falsos abogados y que esperen, que estén atentos a los anuncios oficiales”, aseveró.

Roberto Archila, encargado general de la sede diplomática en Los Ángeles, California (el estado en el que residen la mayor cantidad de guatemaltecos en ese país), afirma que hay una percepción de “incertidumbre y temor”.

“Durante las dos últimas semanas hemos atendido a aproximadamente cuatro mil personas. De entrada, se les está pidiendo que guarden la calma y que respeten las leyes estadounidenses”, expuso.

Agregó que durante los últimos días ha habido un leve repunte de connacionales que han sido detenidos en la frontera. “La recomendación es que no lo hagan”, agregó Archila.