El Ministerio de Relaciones Exteriores le envió una nota diplomática, con fecha de 10 de marzo, a las embajadas y a los distintos organismos internacionales acreditados en el país fijando su postura en relación con el tema de la injerencia externa.

De acuerdo con la misiva, a la que Publinews accedió por una fuente diplomática, “la transparencia y el combate en contra de la corrupción constituyen la piedra angular de esfuerzo del gobierno. Esa tarea va acompañada por el respaldo de la cooperación internacional cuyo apoyo invaluable se aprecia en toda su magnitud”.

“Sin embargo, ello de ninguna manera autoriza que los agentes diplomáticos de algunos países y organismos internacionales indebidamente se arroguen el derecho de intervenir en los asuntos internos del país, lo que incluye abstenerse de discutir y emitir opiniones de censura al gobierno y otros actores de la vida nacional, en los medios de comunicación”, se consigna en el documento.

“Es posible que algunas intervenciones, comentarios u opiniones que externan algunos representantes lejos de promover el diálogo y la discusión constructiva, pueden provocar o exacerbar diferencias entre los distintos sectores de la sociedad civil”, se detalla.

La polémica sobre este tema surgió hace unos días, cuando el nuncio apostólico Nicolás Thevenin durante una actividad, en la participó el presidente Jimmy Morales, aseguró que “ningún país puede permitirse cometer injerencias”.

“La población y todo el mundo puede ver, no es uno sino muchos casos en lo que se rumora. Yo, como encargado de llamar a la unidad nacional y de representar todo el tema democrático, tengo la responsabilidad de mantener esa unidad y al mismo tiempo mantener la diplomacia a los niveles en los que debe estar. Lo que se ve, no se pregunta”, aseguró Morales.

Al ser consultado sobre la misiva, la Cancillería informó que “los asuntos diplomáticos no se ventilan mediáticamente, sino de manera privada con las misiones diplomáticas y organismos internacionales”.