El Juzgado de Turno de Primera Instancia Penal de Delitos de Femicidio y Otras Formas de Violencia Contra la Mujer y Violencia Sexual, Explotación y Trata de Personas, ordenó que se prohíbe al presidente del Congreso, Mario Taracena Díaz-Sol, que perturbe o intimide a tres féminas sindicalistas de aquella entidad.

Las tres mujeres que ahora se encuentran protegidas por el Órgano Jurisdiccional, tal como lo indican las actas, son:

  • María Magdalena Camey Estrada
  • Nidia Dalila Rivera Cárcamo
  • Jacqueline Johanna Suárez Linares.

Las juezas que firman los oficios son la licenciada Michelle Dardón Aguilera y Karen Jeanette Chinchilla Menéndez de Argueta, en el caso de Suárez Linares.

La misiva, dirigida al director general de la Policía Nacional Civil (PNC), indica que Taracena Díaz-Sol "puede ser prevenido en la 9a. avenida 9-44 primer nivel de la zona 1, es decir, el edificio del Congreso de la República, en caso de que el presidente del Legislativo incumpla las medidas ordenadas por las juezas, y podría ser conducido por el delito de Desobediencia.