Por los delitos de cohecho pasivo y prevaricato, el juez Undécimo de Instancia Penal, Eduardo Cojulum, ligó a proceso a la jueza Marta Sierra de Stalling. La profesional del Derecho es señalada de haber beneficiado a integrantes de la red La Línea con medida sustitutiva por medio del abogados del denominado “Bufete de la impunidad”.

En mayo, la Comisión Internacional contra la Impunidad en Guatemala y el Ministerio Público presentaron la solicitud de antejuicio contra Sierra ya que por medio de llamadas telefónicas se presume que dichos implicados habían retirado ciertas cantidades del banco antes de que la juzgadora escuchara a dicha banda.

“Créame que es una decisión difícil de tomar”, explicó Colujum.

Por aparte, el defensor de Sierra señaló que no es lo mismo la percepción del juez Undécimo a la de la jueza Octava, a la vez, resaltó que en las pruebas presentadas no aparece la jueza, si no que es el prófugo Luis Mendizábal.